Para la vida diaria es necesario contar con aparatos electrodomésticos de calidad y eficientes, puesto que ayudan a hacer las tareas diarias más llevaderas. Desde luego, eso implica que, de tanto en tanto, se deba dedicar un poco de tiempo y esfuerzo a su mantenimiento.

Por lo general, algunos electrodomésticos necesitan mayor mantenimiento que otros. Sin embargo, algunos -incluso sin hacerlo obvio- deberían tratarse con sumo cuidado, ya que cuando fallan, suponen un engorro. Independientemente del que sea, los siguientes consejos serán de gran utilidad.

Lavadora

Un aparato indispensable en el día a día, ya que hace un aprovechamiento del tiempo excepcional. Aunque algunas veces será recomendable llamar a un técnico de lavadora, muchas de las tareas de mantenimiento -preventivo- se podrán realizar por cuenta propia:

  • Mantener los filtros limpios. Una buena idea es limpiarlos justo antes de comenzar las sesiones de lavandería.
  • No dejar ropa húmeda dentro de la lavadora por mucho tiempo, siempre que sea posible.
  • Utilizar las cargas y los ciclos correctos para cada caso. Así, además, se alargará la vida útil del aparato.

Frigoríficos

Los frigoríficos, y en general, cualquier aparato que trabaje climatizando o refrigerando, requiere un servicio técnico electrodomésticos cada cierto tiempo. Además, son aparatos que por la importancia que tienen dentro de las rutinas diarias, requieren de mucha anticipación para no dejarlos fallar.

Dentro de los cuidados básicos que se le deben hacer, están los siguientes:

  • Revisión periódica de la temperatura. Al menos dos veces por semana, sencillamente hay que fijarse si las temperaturas son óptimas, tanto en la zona de conservación como en el congelador.
  • El frigorífico necesita una limpieza periódica y en profundidad. Esto, no solo para garantizar el funcionamiento eficiente del aparato, sino también en términos de salud, ya que se higieniza el espacio donde se guardan los alimentos.
  • Los principales indicadores de que algo anda mal en un frigorífico es la ausencia de potencia para generar temperaturas ideales. Eso tiene que ver -muchas veces- con fugas, por lo que es recomendable llamar a especialistas.

Calefacción y calderas

La caldera es un elemento imprescindible para el confort doméstico. En todas las épocas de invierno será necesario que se encuentre funcionando con plenitud. Claro está, que lo más recomendable es tener a mano un servicio de revisión y reparacion de caldera, ya que anualmente se le debería echar un vistazo, pero además de eso, algunas buenas prácticas garantizarán que cuando se necesite, el aparato funcionará debidamente:

  • Encender la caldera regularmente. Incluso en verano, para que su sistema se mantenga en funcionamiento y no se acumule suciedad. Al menos 15 minutos, una vez cada cierto tiempo, con eso bastará.
  • Revisar radiadores. Las obstrucciones en los radiadores son un mal común de las calderas. Revisar que distribuyen el calor uniformemente en su superficie es elemental. Si existiera alguna zona fría, significará que hay que purgarlos.
  • Proteger las tuberías de condensado. Es frecuente que las tuberías de condensado se estropeen o se obstruyan, porque no estén protegidas o aisladas. Un aislamiento de espuma bastará para tenerlas bien protegidas.

Secadoras

Junto con la lavadora, son aparatos electrodomésticos vitales para el ritmo de vida moderno. En este caso, cuando necesitan mantenimiento o presentan fallos, es innegociable llamar a un servicio de reparacion secadoras, ya que se trata de aparatos que funcionan con muy elevado voltaje y tienen mucha potencia, lo que implica no intentar reparar el aparato por cuenta propia.

En cuanto a su mantenimiento, algunos trucos serán útiles para que la secadora se mantenga funcionando bien:

  • Pulcritud. La secadora puede dejar olores y colores en la ropa, y muchas veces sucede por falta de limpieza. Limpiar los filtros, el área donde van instalados y el interior completo de la secadora -este último, al menos una vez al mes y con agua jabonosa o alcohol- es lo más recomendable.
  • Instalar bien el aparato. Cuando las secadoras quedan instaladas, pero sin estar correctamente alineadas, sus componentes giratorios tienden a estropearse mucho más rápido.
Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: