2 diciembre, 2021

Revista Rambla Barcelona

Revista Rambla es un medio de comunicación independiente con sede en Barcelona.

Aguas canarias y expolio colonial

Desde Ahul! – Juventudes Ahora Canarias denunciamos la indefensión y manipulación que sufre el pueblo canario frente a la ampliación de la soberanía de Marruecos sobre las aguas que envuelven a Canarias y los acuerdos comerciales que el reino alauí, en su profundización del expolio colonial sobre el Sáhara Occidental, ha cerrado recientemente con el estado israelí y que afecta también, como país colindante, a nuestra tierra y nuestro pueblo.

España, como metrópoli, y el gobierno de Canarias, evidenciando una vez más su profundo carácter colonial, están dejando vendido los derechos FUNDAMENTALES de la nación canaria, hipotecando sus aguas y todo lo que ello conlleva.

El reino español, en su obcecado centralismo reaccionario, se niega a dotar a Canarias de la entidad política adecuada (como estado soberano independiente o con plena soberanía interna,  no siendo posible en el actual marco autonómico defensa válida alguna) que le permita garantizar una protección de su espacio marítimo, amparada en el Derecho Internacional, firmado por el propio estado español en 1982.

En todo este tiempo ni han querido ni han permitido a Canarias ejercer sus legítimos derechos como pueblo para evitar conceder verdadera soberanía al archipiélago. El gobierno de Canarias, en la misma línea, miente descaradamente sobre las posibilidades de frenarla, legitimada legislativamente por esa ley marítima internacional, expansión marroquí en aguas circundantes de nuestro país canario.

Mienten a su propio pueblo negándose a explicar la cuestión con los acuerdos internacionales «en la mano» y obviando el papel mezquino de España en la negación de Canarias como sujeto de derecho. Mienten y obvian también los partidos políticos de España y Canarias (PSOE, PP, CC, Podemos, Vox, Nueva Canarias… inclusive partidos de menor calado como Ciudadanos o Anticapitalistas), llegando algunos a ni tan siquiera importarles el asunto y no mencionarlo, a pesar de todo lo que se juega Canarias en este asunto.

Otros, la mayoría de los antes nombrados, continúan perpetuando el discurso de que España «debe responder a ese ataque unilateral a la soberanía de Canarias que ejerce Marruecos» cuando saben bien, o deben saber, que eso no es posible ni es la senda a recorrer para evitar otro inmenso expolio, sino que es el gobierno de Canarias quién debe responder, al estado español, para que ratifique los acuerdos internacionales que firmó en 1982 y permita a Canarias dotarse de la soberanía necesaria para poder delimitar sus aguas con pleno derecho.

Con ese discurso manipulador que obvia las responsabilidades de España en todo el asunto en cuestión están obviando la única defensa legal de Canarias al respecto y profundizan en la relación paternalista y colonialista del archipiélago con España.

Esta ampliación de las aguas «marroquíes» y los recientes acuerdos firmados con Israel, además, también socavan, en mayor gravedad además, los derechos soberanos e internacionales de nuestros vecinos del Sáhara Occidental, en dónde España también juega un papel de pasividad perversa al no ejercer en ningún momento como defensor del pueblo saharaui, en tanto en cuanto siguen siendo potencia administradora.

Marruecos mueve ficha, España secuestra nuestros derechos y el gobierno «autónomo» no es capaz de mostrar un solo atisbo de respeto a su propio pueblo. Colonialismo en pleno siglo XXI.

Por todo ello, y ante la necesidad EXTREMA de responder con contundencia, hacemos un llamado a la concienciación, organización y movilización en torno a la defensa de nuestros derechos como pueblo, no siendo ni más ni menos que ningún otro, sino IGUALES a cada uno y, por tanto, merecedores del reconocimiento internacional que nos permita demostrarlo y decidir aquí y desde aquí lo que en las aguas de nuestro entorno se hace o se deja de hacer.

Así mismo exigimos SINCERIDAD Y RESPETO a todo aquel partido político que diga querer defender los derechos de Canarias, teniendo pues que hablar claramente sobre la situación y exigir a los gobiernos autonómico y estatal que el archipiélago se conforme como estado soberano o nación con plena soberanía interna para poder ejercer los derechos que ahora les son negados al carecer de dicho estatus, como también mostrar solidaridad y apoyo a la causa del pueblo saharaui y exigir al gobierno español que ejerza de una vez como potencia administradora y no como ente pasivo en la causa nacional del Sáhara Occidental.

No más dependencia, no más sumisión.

Canarias se defiende. Canarias se respeta.

Ahul! – Juventudes Ahora Canarias, archipiélago canario, a Noviembre del 2021.