25 julio, 2021

Servicio de limpieza en Barcelona: las nuevas reglas del juego

Los pomos, barandillas o interruptores, no eran elementos primordiales en cuanto a la limpieza de oficinas en Barcelona. Y es que el concepto de la limpieza en instalaciones, se basaba en la eliminación de posibles manchas, cristales limpios y brillantes y procurar que no hubiera polvo. Ahora las reglas del juego han cambiado y las empresas de limpieza Barcelona, desinfectan en profundidad y a conciencia los llamados puntos rojos: manetas, interruptores, barandillas, botones, etc. De hecho, estas empresas se han convertido en un servicio fundamental para mantener las instalaciones completamente limpias y desinfectadas.

Los nuevos protocolos de limpieza de instalaciones han llegado para quedarse, y es que, aunque la situación se normalice, la empresa de limpieza y sus trabajadores, seguirán con los nuevos métodos, ya que de esta manera garantizan estancias libres de virus y bacterias.

Las empresas utilizan productos homologados por Sanidad para asegurar la desinfección de superficies, aunque hay que tener en cuenta de que no es lo mismo desinfectar un supermercado que un hospital o una oficinal. La limpieza de instalaciones se realiza con productos especializados a usuarios con experiencia en el uso de productos químicos y con las certificaciones correspondientes.

Otro cambio que han tenido que llevar a cabo las empresas de limpieza Barcelona, ha sido la implementación de EPIS a sus trabajadores para el desempeño de trabajos de limpieza. El personal de limpieza, a pesar de trabajar con el correspondiente equipo de protección, siempre tendrá mayor precaución a la hora de desempeñar su labor, y es que el miedo al contagio sigue estando vigente.

En definitiva, la limpieza de instalaciones debe realizarse por una empresa profesional que logre garantizar una correcta limpieza y desinfección de cualquier tipo de instalación. Además de esto, debe certificar que los productos de que utilicen estén homologados por el ministerio de Sanidad, y por supuesto, proteger a sus trabajadores con los equipos pertinentes para que no haya ningún tipo de problema de contagio.