Josep M. Álvarez: “Ante el miedo, lo mejor es salir y participar”

altLos secretarios generales de los sindicatos mayoritarios catalanes, Josep M. Álvarez, de la UGT, y Joan Carles Gallego, de CC.OO., llaman a los trabajadores catalanes y a sus afiliados a: “participar masivamente en la jornada de movilización democrática del 9 N, para que sea una forma de demostrar al gobierno del PP que su política vulnera derechos fundamentales como el de expresión y participación”.

 

Los secretarios generales de los sindicatos mayoritarios catalanes, Josep M. Álvarez, de la UGT, y Joan Carles Gallego, de CC.OO., llaman a los trabajadores catalanes y a sus afiliados a: “participar masivamente en la jornada de movilización democrática del 9 N, para que sea una forma de demostrar al gobierno del PP que su política vulnera derechos fundamentales como el de expresión y participación”.

 

alt

 

En rueda de prensa conjunta, los secretarios generales de UGT y CC.OO. de Catalunya hicieron un llamamiento a la participación masiva de los trabajadores en la jornada del 9 N. Josep. M. Álvarez. Éste último declaró no saber cómo llamar a la jornada, ya que ha cambiado de nombre varias veces, pero se decantó por calificarla como un día de participación ciudadana, para luego añadir: “Para nosotros este jornada es un clamor de la inmensa mayoría de los ciudadanos de Catalunya que queremos decidir nuestro futuro. Que lo queríamos hacer con una consulta legal y con una sola pregunta (de o no), con las plenas garantías democráticas, pero que no hemos podido hacerla por que el gobierno del Estado en su momento presentó un recurso y el Tribunal Constitucional (TC), al aceptar este recurso, no ha permitido que se pueda celebrar. Digo esto porque a menudo se oye a algunos argumentar que esta jornada no tienes garantías democráticas, no hace falta que hablen ellos, porque nosotros ya sabemos que esta consulta no tiene las garantías democráticas que corresponden a un procesos de estas características, que está gobernada por voluntarios, y no escogidos por sorteo como corresponde; pero no se puede utilizar dos veces (como pasó con la otra propuesta de consulta) este argumento si no se hace con parámetros de cinismo muy considerables. Si no se hace con las garantías democráticas es porque el gobierno español ha impedido que se haga.

 

Álvarez acusó al gobierno del PP de “estirar de mala manera las leyes de este país” para impedir el derecho a decidir, y añadió: “Es una gran oportunidad para que los ciudadanos, independientemente de lo que voten, incluso aquellos que no pensaban votar, aprovechen el día 9 para que el gobierno del PP sepa que no estamos de acuerdo con sus actitudes y conductas. Somos conscientes que estamos ante un problema político y como tal se debe solventar con el diálogo y el acuerdo, y no con la Constitución y unas leyes interpretadas de una forma u de otra”.

 

Para el representante de la UGT, el gobierno del PP: “Vulnera derechos fundamentales, como el de la libertad ideológica, el derecho de expresión y el derecho a la participación ciudadana. No se puede interpretar la Constitución solamente desde una perspectiva, desde la visión interpretativa desde los que creen que tiene la exclusividad para interpretarla, sino desde unas miras más amplias. Hoy por hoy, las interpretaciones de la Constitución son de parte. El propio TC ha demostrado en los últimos tiempos que es parte, y eso es uno de los grandes problemas que tenemos en nuestro país. Por cierto, me gustaría acabar diciendo que para nosotros lo de menos del día 9 N es el resultado, si el resultado se entiende como el contabilizar lo que la gente vote libremente, para nosotros lo importante es la participación y el ejercicio de este derecho, para que el PP reciba un mensaje claro y nítido de rechazo a su posición intransigente que viene manteniendo en contra de dejarnos decidir nuestro futuro”.

 

Muchas fueron las preguntas de los periodistas sobre las amenazas, veladas o no, sobre la participación de los funcionarios públicos en la jornada del 9 N, a lo que Álvarez contestó: “Está muy mal que desde instancias del Estado central se quiera meter miedo a los trabajadores públicos. Recordamos que toda la gente que está participando en este proceso son voluntarios, y los funcionarios que pueda haber participaran como tales, y como cualquier ciudadano, fuera de su horario laboral, recordemos que es un domingo, pueden ejercer su libertad de expresión y participación. La polémica sobre los Mossos d’Esquadra es absurda, no pueden ser que sean el juguete de ningún gobierno, ni del de la Generalitat ni del gobierno del Estado. Ellos cumplirán órdenes, según las leyes vigentes, de la Conselleria de Interior, que es la que tiene competencias en seguridad. Pero ¿haría bien el ministro de Interior del gobierno del PP en jugar con la policía y sus competencias? Creo que esto no nos lleva a ningún lado. Se ha querido crear angustia, incertezas y miedo, y ante el miedo, lo mejor es salir y participar”.

 

Por su parte, el Secretario General de CC.OO., Joan Carles Gallego, apuntó: “La jornada de participación y movilización del 9 N es muy importante, porque estamos viviendo en un contexto político donde la democracia hace aguas por todas partes, debido a la corrupción generalizada y al conflicto entre Catalunya y España, conflicto que en estos momentos no tiene vías de solución, porque ante la crisis de las instituciones, sólo la política y la participación de la gente puede abrir vías para buscar soluciones. El 9 N debe ser una denuncia, pero también una reivindicación. La denuncia del autoritarismo, la recentralización y el déficit democrático que se está instalando en el conjunto del Estado español. No solamente se prohíbe una consulta en Catalunya, sino que también se ha prohibido la que querían hacer en Canarias en relación a cuestiones del medio ambiente de su territorio. Pero también tenemos que reivindicar que queremos ejercer el derecho a decidir de manera libre y con garantías democráticas, sobre todas aquellas cuestiones que afecten a la ciudadanía, como la cuestión nacional, pero también en conflictos sociales. Nosotros estamos comprometidos para que la Ley de Consultas sea una herramienta para profundizar en la democracia, que sirva para decidir nuestro futuro, pero que también se use para consultarnos sobre conflictos en la salud, la enseñanza, la ley de dependencia…”.

 

Gallego también se manifestó sobre las posibles sanciones que puedan caer a funcionarios que participen, formando parte de los 40.000 voluntarios, en la jornada y, si llegado el caso, la Generalitat se retira como impulsora de la jornada y delegue en la Assemblea Nacional Catalana y otras entidades ciudadanas: “Unitariamente, los dos sindicatos, hemos planteado a la administración que proteja a los trabajadores públicos que puedan actuar ese día. Nosotros como sindicatos también garantizamos la tutela jurídica de aquellos trabajadores que pudieran tener algún problema”.

 

Josep M. Álvarez ya declaró a la prensa que él votará en blanco, porque como el resultado no tendrá validez, lo que cuenta es la participación. Preguntado Joan Carles Gallego sobre su intención de voto, prefirió no decirlo, ya que él estaba como representante de una organización sindical “diversa y plural como lo es la sociedad catalana, donde caben todas la opciones”, aseveró que, como lo hará toda la dirección de CC.OO., participará en calidad de ciudadano en la jornada, y se lamentó que no le tocara el colegio público donde siempre vota, ya que en esta ocasión tendrá que ir a un colegio privado concertado.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.