19 octubre, 2020

Urge responsabilidad política para frenar la sangría de los desahucios

Ahora o nunca es el momento de una moratoria real de los desahucios para minimizar los efectos de la crisis sanitaria y nadie pierda su casa por no poder pagarla
pah
Foto de grupo PAH Barcelona.
PAH (PLATAFORMA DE AFECTADOS POR LA HIPOTECA)

Hoy, las PAHs nos movilizamos para seguir exigiendo una moratoria real para todo tipo de desahucio. A estas alturas sobran palabras para hablar de este drama social, que ya se ha cobrado más de 1.025.000 víctimas. Hablamos de más de un millón de familias que han perdido su hogar por culpa de las políticas de vivienda de este país o la falta de ellas.

Por centrarnos en lo más inmediato, la PAH llevamos pidiendo una moratoria de desahucios desde los inicios del »Gobierno más progresista de la historia». Logramos una ampliación con ciertas mejoras en la moratoria de las ejecuciones hipotecarias y el compromiso de llevar a cabo una moratoria para los desahucios de alquiler , ya que el impago de las rentas ante los elevados precios, es a día de hoy la causa del 70% de los desahucios que se producen. Una moratoria inexistente a día de hoy.

Durante el primer trimestre de 2020 , o lo que es lo mismo, los primeros 100 días del nuevo Gobierno, en España se produjeron 9.659 desahucios . Hablamos de una media de 200 desahucios diarios a los que el Gobierno sigue dando la espalda. 200 familias que cada día pierden su hogar sin ningún tipo de solución, alternativa o futuro.

Aún así y con toda la crisis económica derivada de la pandemia por COVID-19, lo único que han hecho desde el ejecutivo, es un Decreto totalmente ineficaz que han pretendido vender como una moratoria de desahucios, nada más lejos de la realidad. Dicha moratoria, se centra exclusivamente en casos de impago de alquiler que se pueda demostrar una vinculación directa con la COVID-19 como motivo de caída o falta de ingresos. Si ya de entrada están dejando atrás muchos sectores de la población que ya no pueden demostrar este requisito, es una aberración no contemplar ningún tipo de medida de protección a las miles de familias que ya venían siendo vulnerables antes de la pandemia, protagonistas de esos 200 desahucios diarios que siguen sin ningún tipo de alternativa.

Desde la PAH, una de nuestras exigencias y luchas históricas es el fin de los desahucios, algo más necesario que nunca a día de hoy. Desde el principio del estado alarma, hemos volcado todo nuestro esfuerzo en frenar esta verdadera alarma social, planteando y demandando un Decreto que sea una moratoria real para todo tipo de desahucios mínimo hasta el 31 de diciembre de 2021.

Este Decreto evitaría que miles de familias vulnerables, pre y post coronavirus, vean violado su derecho a techo por causas sobrevenidas. Un muro de contención durante más de un año, para dar tiempo a ver los efectos reales de esta nueva crisis, que ha empalmado con la anterior, en la vida de las personas. Ganemos tiempo para seguir construyendo y trabajando al servicio de la ciudadanía, en una legislación que nos proteja y que haga efectivas medidas para que pasado este tiempo, no sigamos igual y tengamos respuesta y solución a estos miles de familias en puertas de perder su hogar sin ningún tipo de segunda oportunidad para rehacer sus vidas.

Este Gobierno que tanto presume de estar del lado de la gente, de querer ser el Gobierno para un auténtico cambio social, tiene en sus manos pasar de las palabras a los hechos. No permitir que la clase trabajadora siga pagando las crisis, mientras los especuladores de vida salen de rositas. Para un verdadero cambio y acabar con la crisis de la vivienda y la violación de derechos fundamentales y constitucionales, es necesario:

1. Frenar los desahucios
2. Regular el precio del alquiler
3. Movilizar los pisos vacíos en manos de la banca y fondos buitre, así como acabar con sus privilegios
4. Fomentar los alquileres sociales en función de ingresos para las familias más vulnerables
5. Creación de parque público de vivienda asequible
6. Ayudas para pequeños propietarios que no puedan cobrar su alquiler

Pero como el camino se hace andando, el Gobierno Progresista tiene en sus manos la posibilidad de legislar una moratoria de desahucios a partir de ya, en lugar de solo plantearse una ampliación del Decreto ineficaz actual, vigente hasta finales de este mes.

Mientras ellos muestran estar más preocupados por los intereses de los especuladores, la PAH y los cada vez más numerosos movimientos de vivienda estamos, cada día en la calle evitando desahucios, una violación de derechos constitucionales de los que cada día que pasa son más cómplices. Si no quieren pasar a la historia como el Gobierno del fraude continuista de las políticas antisociales del PP, ya va siendo hora de demostrarlo.

Sí se puede pero no quieren un #DecretoStopDesahucios

Real Time Web Analytics