24 noviembre, 2020

Un evento de éxito necesita un buen equipamiento

equipamientos para eventos

El sector de los eventos está desarrollándose a toda velocidad en los últimos años. Las empresas entienden el valor añadido que supone para sus marcas y el impacto que puede generar un evento único en sus clientes potenciales. Del mismo modo, los eventos privados son la oportunidad perfecta para celebrar un acontecimiento especial junto a amigos y familiares. Los organizadores de fiestas, bodas, convenciones o presentaciones saben que el éxito de un evento pasa por una infraestructura y un equipamiento de calidad.

Uno de los pasos fundamentales para los profesionales del sector es el diseño del evento, teniendo en cuenta cada detalle. Tan importante es esta planificación previa como el desarrollo del acontecimiento en sí mismo. En esta primera etapa hay que prever todo el material necesario teniendo en cuenta la tipología del proyecto, lo cual incluye el mobiliario imprescindible como carpas, mesas y sillas plegables entre otros elementos que no pueden faltar.

No es el mismo material el que se utiliza para un concierto que para un banquete o para una gala. El objetivo que se persigue es importante pero también el número de invitados o la organización del propio espacio en el que se vaya a realizar el acto. En el momento de planificar las necesidades del evento, los expertos saben que siempre tienen que tener en cuenta el plan B. Imaginemos que se va a organizar una boda al aire libre y que pocos días antes se prevé que pueda caer lluvia. No podemos dejar un evento de una envergadura tan grande a la suerte por lo que, en este caso, sería deseable tener carpas plegables preparadas para poder hacer un rápido montaje si el tiempo no acompaña.

Esto es lo que los profesionales del sector llaman tener una visión estratégica y de conjunto. No solo pensar en lo que es previsible que pueda ocurrir sino también en lo imprevisible, como que repentinamente se sumen a un evento un grupo de personas que no se esperaba, para los que tendrá que haber sillas y mesas preparadas.

Todo lo que hay que tener en cuenta a la hora de adquirir equipamiento para tu evento

Si trabajas en el sector de los eventos, sabrás que son momentos muy importantes para sus protagonistas, con gran carga emocional. Tanto si son privados como si son corporativos, la máxima es que sean un éxito, que los invitados disfruten y que resulte una experiencia única e irrepetible para los asistentes. Por eso, todo el material que se adquiera debe ser de uso profesional y contar con las mayores garantías. ¿Cómo debe ser el mobiliario?

Calidad: Todos los productos deben estar diseñados con los mejores materiales. Es importante que sean resistentes ya que están sometidos a constantes montajes y desmontajes en diferentes espacios, superficies y utilizados para distintos fines. La versatilidad es clave, se les exige superar cualquier reto.

Comodidad: Sobre todo cuando hablamos de sillas plegables. Hay eventos en los que los asistentes pasan mucho tiempo sentados como una convención o un conjunto de charlas. La satisfacción del público dependerá, en parte de la comodidad del mobiliario.

Buen servicio de la empresa proveedora: Un amplio catálogo con múltiples opciones para adaptarse a tus necesidades, el asesoramiento de profesionales, una información precisa sobre cada uno de los productos a la venta… Son factores que marcan la diferencia a la hora de escoger una fabricante u otro. Aquí también se contemplan unos precios competitivos, un correcto servicio posventa y facilidades tanto en el pago como en el envío de material.

Estética: Aunque suene frívolo, un evento tiene un gran componente estético. La decoración no solo ayuda a recrear un ambiente concreto sino a que los asistentes se sientan más a gusto y el entorno sea más agradable. Para los eventos que se organizan en torno a un leitmotiv o siguiendo una temática, el mobiliario que se emplee es fundamental. Unos requerirán unos muebles más elegantes, otros más coloridos, otros con un toque vintage… Por tanto, deben ser también fáciles de decorar y de integrar con el resto de detalles. Cuanto más bonito sea el acontecimiento en sí más repercusión tendrá, más se hablará de él y más perdurará en el tiempo.

Fácil de trasladar y de almacenar: Los organizadores de eventos suelen contar con almacenes para guardar su material entre un evento y otro. Pero hay mobiliario de gran volumen que es difícil de almacenar. Las mesas plegables son una solución perfecta para ocupar poco espacio, no solo en el momento de guardarla sino también en el de trasladarla en un vehículo hasta el lugar del evento. Y también es muy útil si nos vemos obligados a moverla de un sitio a otro dentro del propio recinto, buscando la ubicación perfecta. Los muebles plegables puedes trasladarse fácilmente con la ayuda, por ejemplo, de un carrito.

Real Time Web Analytics