El periódico norteamericano The New York Times publicó ayer un artículo sobre la matanza en la calle Yablunska de Bucha, donde aparecieron cerca de una veintena de civiles muertos, algunos de ellos maniatados.

En el artículo del NYT se realiza una investigación del suceso a partir de las imágenes satelitales obtenidas por Maxar Technologies. Dichas imágenes pondrían en duda la versión rusa –que ayer recogimos en Rambla– de que la masacre se produjo después de que sus soldados hubieran abandonado la ciudad.

No obstante, el periódico americano admite en ese mismo artículo que «las causas de la muerte no están claras». También especifica que «algunos de los cuerpos estaban junto a lo que parece ser un cráter» causado por el impacto de algún misil.

Cuerpos en la calle desde el 11 de marzo

Un vídeo grabado por un miembro del consejo local el 1 de abril muestra múltiples cuerpos esparcidos por la calle Yablunska de Bucha. Las imágenes de satélite facilitadas a NYT por Maxar Technologies reflejan que al menos 11 de ellos estaban en la dicha vía desde el 11 de marzo, cuando Rusia, según su propia versión, ya había ocupado la ciudad.

Un segundo vídeo tomado en la calle Yablunska muestra otros tres cuerpos. Uno yace junto a una bicicleta y otro cerca de un coche abandonado. Las imágenes por satélite muestran que los coches abandonados y el cuerpo cercano aparecen entre el 19 y el 21 de marzo, siempre según las fechas facilitadas por NYT.

En la imagen satelital, la calle Yablunska de Bucha a 19 de marzo: dentro del círculo naranja un impacto de MRLS, en el cuadrado morado un vehículo calcinado a causa del ataque, en los cuadrados blancos, los civiles muertos.

¿Bombardeo ucraniano?

Tomando como referencia dichas fechas, sabemos que los cuerpos aparecen entre el 11 y el 21 de marzo. En ese periodo de tiempo, como bien dice el periódico americano, Bucha estaba tomada por las fuerzas de la Federación rusa.

Partiendo también de la base de la afirmación del NYT donde especifica que «las causas de la muerte no están claras» y que «algunos de los cuerpos aparecen junto a un cráter», no es descabellado pensar que las bajas civiles sean consecuencia de un ataque por lanzacohetes o similar. De hecho, en los videos distribuidos por Ucrania se aprecia a lo largo de la calle de Bucha vehículos quemados y postes y árboles caídos a causa de posibles impactos de mortero.

Frame de vídeo en el que aparecen árboles caídos y vehículos calcinados a causa de posibles impactos de misiles en la calle Yablunska de Bucha.

En ese periodo de tiempo -del 11 al 21 de marzo- el ejército ucraniano estaban bombardeando Bucha (y otros territorios bajo control ruso) desde la vecina Irpin. Una de las posiciones de tiro ucranianas en el frente Occidental de Kiev fue el centro comercial de Retroville, que fue arrasado por Rusia el 21 de marzo (ver Rambla del 21/03/22).

Geolocalización del centro comercial Retroville en Irpin (punto rojo) y de la calle Yablunska de Bucha (cuadrado naranja).

Esta instalación civil se convirtió en una especie de cuartel militar donde las tropas ucranianas guardaban sus MRLS (lanzacohetes múltiple autopropulsado y blindado) y otro armamento pesado de guerra. El 4 de abril, uno de los canales de Telegram pro ucranianos de la óblast de Kiev publicó un video que supuestamente muestra ataques de artillería ucraniana contra las fuerzas rusas en Bucha antes de su repliegue.

Cuerpos y fosas

En otra imagen satelital de Maxar se aprecia la fosa excavada cerca de la iglesia de Bucha. Según explicó el párroco a la prensa -incluida la española-, la fosa se comenzó a excavar el 10 de marzo bajo la autorización rusa, es decir, un día antes de la primera imagen citada por NYT en la calle Yablunska. Es desde esa fecha que la fosa comienza a albergar cadáveres, algunos fallecidos por muerte natural, según el testimonio del párroco recogido por Mediaset.

Imagen de la fosa cavada el 10 de marzo.

Por otra parte, el estado de descomposición de los cuerpos es un aspecto que no entraremos a valorar, puesto que en ese periodo la temperatura media en Bucha fue de -2 °C. Tampoco haremos ninguna consideración sobre si los cuerpos fueron maniatados antes o después del suceso, aunque según los datos aportados por el periódico americano, no parecería que se tratara de una ejecución a sangre fría. Juzguen ustedes mismos.

El vídeo de Nexta

La teoría de la autoría exclusivamente rusa a la matanza de civiles en la calle Yablunska de Bucha ha encontrado su sustento en un video difundido en Telegram por el medio bielorruso Nexta, con sede en Polonia, y afín al gobierno de Kiev. El colectivo occidental de periodistas-verificadores Bellingcat lo ha publicado en sus redes otorgándole autenticidad:

En el vídeo difundido por Nexta, del que no se sabe la fecha, aparece un ciclista abatido por dos blindados -con el signo distintivo ‘V’ utilizado por las fuerzas rusas pintado en la carrocería- en la calle Vokzalnaya, justo después de girar a la izquierda desde la calle Yablusnka, donde en ese momento no aparece ningún cadáver en ningún punto de la vía. Lo que sí aparece en el vídeo es la columna de blindados rusos estacionados en el Bulevar Suvorova, que horas después quedaría fulminada por la artillería ucraniana, tal como se puede apreciar en la ingente cantidad de imágenes tomadas por Associated Press (AP) y difundidas por los medios occidentales.

[seguirá ampliación]

Coordinador de contenidos en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

_

Comparte: