Alemania espera reemplazar el gas ruso con suministros de las dictaduras de Qatar y Emiratos Árabes Unidos

Mientras Europa se dirige hacia un invierno desastroso después de prohibir la compra de combustible ruso, la economía más grande del continente se esfuerza por encontrar una manera de proteger sus numerosas industrias. En la imagen, el velero Spirit of Europe publicita el gaseoducto Nord Stream como “la nueva ruta de suministro de gas para Europa”. Pyotr Mahón / Wikimedia Commons