En dos semanas se ha multiplicado por tres el número de trabajadores afectados por covid en los centros residenciales de Cataluña. El 22 de diciembre del 2021 la cifra de profesionales de residencias afectados era de 393. El 29 de diciembre el dato pasó a 777. La misma cifra, a fecha 5 de enero, se sitúa, según el Departament de Salut, en 1.319 trabajadores. En los últimos 15 días han dado positivo hasta 1.676 profesionales de estos centros asistenciales.

En cuanto a los residentes, un total de 288 centros residenciales tienen por ahora un caso activo de covid-19 y un total de 929 personas residentes son casos positivos confirmados. A lo largo de la semana del 26 de diciembre hubo cuatro defunciones por covid-19, mientras que ha habido 68 ingresos hospitalarios de personas residentes. Por eso, la patronal de las residencias alerta de la “tensión extrema” que genera la situación

De hecho, desde la patronal de las residencias ACRA se esperaban esta situación, porque el protocolo con el que han trabajado los centros residenciales esta Navidad era abierto y permitía que tanto usuarios como trabajadores pudieran celebrar comidas de Navidad y relacionarse.

No obstante, según ACRA los datos en las residencias son mucho mejores que los del resto de la sociedad y que la enfermedad está resultando más leve entre los residentes, porque la tercera dosis está siendo efectiva. Eso sí, lamentan que esta situación genera una “tensión extrema, agotamiento y tensión” porque tienen muchas bajas entre los profesionales y “llueve sobre mojado”.

ACRA reclama que los cribajes que se realizan para clasificar las unidades residenciales en verde, amarillo o rojo se hagan a los 0, a los cuatro y a los siete días en vez de a los 14 días como hasta ahora. Esta tercera criba, el resultado del cual se conoce dos días más tarde, dificulta mucho el día a día de las residencias, según la patronal.

Comparte:

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.