22 octubre, 2020

Sanitarios rechazan el premio Princesa de Asturias y piden a los reyes que devuelvan “lo robado”

NoQuieroPremiosDeLadrones
Enfermeras y otro personal sanitario con el equipo de protección individual.

El Premio Princesa de Asturias de la Concordia 2020 a los sanitarios que se encuentran en primera línea en la lucha contra la Covid-19 va a traer polémica. En las últimas horas, un movimiento de algunos de estos profesionales sanitarios en redes sociales promueve el rechazo al galardón, santo y seña de la Casa Real.

Bajo el hashtag #NoQuieroPremiosDeLadrones, algunos sanitarios han rechazado el premio de la Corona y han reclamado más medios y más personal para hacer frente de la mejor manera a la pandemia, que ha dejado al descubierto la desprotección con la que han tenido que trabajar los sanitarios españoles.

El sector ha elevado quejas desde el comienzo de la pandemia por la falta de medios que vivieron desde la llegada de la covid-19. De hecho, en las primeras semanas la falta de mascarillas, EPIS y demás material de protección provocó que muchos tuvieran que fabricarlo de forma casera con chubasqueros, bolsas de basura y gorros de ducha.

Así las cosas, y en uno de los peores momentos de la pandemia, se sucedieron las denuncias de los trabajadores por la falta de recursos. Incluso un juzgado de Madrid ordenó a la Consejería de Sanidad dar material de protección a todos los centros, “públicos o privados”, tras la denuncia de la Asociación de Médicos Titulados y Superiores de Madrid (Amyts).


Las penurias no cesan aquí. Durante la pandemia y con los hospitales al límite, los empleados contagiados fueron en aumento y la falta de material se convirtió en uno de los peores lastres para los sanitarios, que pusieron en riesgo sus vidas en sus puestos de trabajo. La situación llegó a ser tan crítica en ciertos hospitales que se llegó a solicitar hasta que se abasteciese de botellas de agua al personal. Con todo, los recortes de plantilla no han cesado y sanitarios de Madrid y Castilla y León denunciaron que les suprimían contratos en plena pandemia.

La precariedad, el agotamiento y la descoordinación también han hecho mella en estos profesionales durante los últimos meses. Además, los resultados preliminares de la investigación Sanicovid-19: impacto emocional frente al trabajo por la pandemia del Covid-19- en personal sanitario, llevado a cabo por el Laboratorio de Psicología del Trabajo y Estudios de Seguridad de la Universidad Complutense, ha puesto de manifiesto que el 53% de los trabajadores sanitarios presentan valores compatibles con estrés postraumático.

Real Time Web Analytics