El Gobierno de Rusia anunció la expulsión de 85 diplomáticos de España, Italia y Francia, en respuesta a medidas similares de esos países en su contra.

“27 empleados de la embajada de España en Moscú y del consulado general de España en San Petersburgo han sido declarados personas no gratas”, ha anunciado este miércoles la Cancillería rusa.

Asimismo, ha dejado claro que tales diplomáticos españoles deben abandonar el territorio ruso dentro de los siete días siguientes. Según su comunicado, la medida ha sido tomada en respuesta a la expulsión de diplomáticos y personal de la misión rusa en el país europeo.

En este contexto, Moscú ha convocado al embajador de España en el país euroasiático, Marcos Gómez Martínez, donde se le ha enfatizado que la acción de Madrid fue “un paso hostil” que “influirá negativamente en las relaciones ruso-españolas”.

Al igual que el embajador español, el italiano, Giorgio Starace, y el francés, Pierre Lévy, también han sido convocados esta misma jornada al Ministerio de Asuntos Exteriores del país euroasiático.

De hecho, Moscú ha ordenado la salida de 24 diplomáticos italianos, horas de hacer lo mismo con 34 trabajadores de legaciones diplomáticas de Francia.

Los tres países se encuentran entre los Estados europeos que han expulsado a cientos diplomáticos del país euroasiático desde el inicio de la operación militar rusa contra Ucrania el 24 de febrero.

Anteriormente, Rusia había advertido que se tomarán medidas equivalentes contra el personal de las oficinas de los países europeos, que decidieron expulsar a varios diplomáticos rusos, como una medida punitiva contra la referida operación, comenzada tras las repetidas peticiones sin respuestas de Moscú para una vía diplomática que zanjara la elevada tensión con Occidente por Ucrania.

A pesar de las acusaciones de países occidentales contra el país euroasiático sobre sus objetivos en conflicto de Kiev, las autoridades rusas han asegurado una y otra vez que el país no tiene como objetivo ocupar el territorio ucraniano, sino “desmilitarizar” y “desnazificar” a su vecino.

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: