Han sido solo un par de minutos, pero suficientes para dejar claro lo que de palabra vienen repitiendo desde el viernes en Podemos; que España debería seguir apoyando un referéndum libre para el Sáhara. El presunto malestar de Podemos con la decisión de Pedro Sánchez de virar su política sobre este asunto y abandonar los 47 años de neutralidad sobre el conflicto que mantiene Marruecos con la que fue antigua colonia española en 1975. Aun así, ningún ministro o ministra de la formación morada se atreve a dar el paso de romper la coalición, conservando el sillón que les da de comer. Es más, por la mañana han evitado que el presidente del gobierno tenga que dar explicaciones sobre el Sáhara en sede parlamentaria.

Pleno del Congreso, 16 h la portavoz de Podemos, Sofía Castañón, en representación de Podemos, ha aprovechado su turno en la tribuna para reivindicar la posición de Podemos sobre el Sáhara.»Es una cuestión de responsabilidad histórica, de coherencia, de memoria. Hasta hace 47 años había en esta cámara representantes saharauis a quienes se les dejó a deber el proceso justo de descolonización que solo 17 territorios no han visto cumplido y uno de ellos es responsabilidad nuestra y vergüenza nuestra».

En ese momento las cámaras del circuito interno del Congreso mostraban la tribuna de invitados donde representantes de asociaciones saharauis estaban sentados siguiendo el debate. Castañón ha parafraseado el poema de Ali Salem Iselmu «la tierra no es de ellos, la gente no es de ellos, las piedras necesitan ser libres». «Nuestro grupo defiende el derecho a un referéndum de autodeterminación reconocido por Naciones Unidas». En ese momento, un par de diputados han colgado de los escaños la bandera de la República Árabe Saharaui Democrática». Algunos diputados de la bancada de Unidas Podemos se han levantado en pie al tiempo que la presidenta del Congreso, Meritxell Batet pedía su retirada.

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: