Este miércoles hay convocada una nueva jornada de huelga en la enseñanza pública: los docentes de los centros educativos públicos de Cataluña están llamados a la huelga por todos los sindicatos en protesta por las políticas del Departamento de Educación.

En este caso la parada es de toda la jornada laboral y también se añade el personal laboral del departamento, según ha anunciado el sindicato mayoritario USTEC, que ayer martes reconoció que hay cierto cansancio y que prevén menos seguimiento.

Al mediodía se ha convocado una manifestación unitaria en el centro de Barcelona, y hay prevista una concentración a las puertas de la consejería para hacer llegar sus reivindicaciones. Según la Guardia Urbana, la manifestación ha reunido 3.000 personas. La consejería ha cifrado en un 6,19% el seguimiento de la huelga en escuelas e institutos, según los datos comunicados por el 81,67% de los centros públicos a las 12 del mediodía.

Iolanda Segura, portavoz de USTEC, ha asegurado que a pesar de que “no será un día de huelga con mucho apoyo del colectivo porque estamos a final de trimestre”, sí que hay “mucho movimiento y mucha indignación” por parte de la comunidad educativa.

Algunas escuelas han optado por no hacer huelga, pero sí que han empezado el día con protestas antes de iniciar las clases. Es el caso de la escuela Fructuós Gelabert, donde profesorado y familias han cortado la calle Cerdeña. Es la séptima convocatoria de huelga, que enlaza con las que empezaron el mes de marzo y han continuado en mayo, con una huelga parcial el martes de la semana pasada y hoy miércoles con una completa. En junio hay dos más de convocadas, otra parcial, el 2 de junio, y otra de jornada completa, el 9 de junio.

La huelga de hoy coincide con el envío al consejero de Educación, Josep Gonzàlez-Cambray de una carta firmada por centenares de directores de centros en qué le comunican su “agotamiento”. Se quejan de que les ha aumentado mucho la carga burocrática que comportan los cambios curriculares para el curso próximo, y también de la complicación añadida que será la vuelta en septiembre. Les preocupa sobre todo la jornada intensiva decidida por el departamento para el inicio de curso, porque las direcciones tendrán que asumir la gestión del tiempo de las tardes en los centros educativos.

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: