“Nos veremos muchas veces en la calle”

altEsquerres pel sí-sí se convierte en Esquerres per la Independència, un espacio plural de la izquierda que apuesta por una República catalana como medio para alcanzar la justicia social 

 

 

 

alt

 

Dar continuidad al proyecto común de la izquierda independentista e ir un poco más allá en la vertiente social, reforzando la lucha y las distintas reivindicaciones y creando sinergias. Ésta es la principal meta que se marca la nueva campaña “Esquerres per la Independència”, presentada el jueves en El Forat de la Vergonya (el Agujero de la Vergüenza) de Barcelona. 

 

Una vez superado el 9-N y ante el escenario plebiscitario del 27 de septiembre, la iniciativaque se anunció el pasado septiembre con el nombre “Esquerres pel sí-sí”, insiste en el triple lema “libertad, democracia y justicia social” como eje vertebrador de la futura República Catalana. El proyecto cuenta con el respaldo de unas 60 organizaciones y entidades políticas y sociales, entre los que se incluyen Procés Constituent, CUP, ERC y una treintena de personas adheridas a título individual, como Antonio Baños, Josep Ginesta, David Companyon, Raül Romeva, Arcadi Oliveres o Teresa Forcades, entre otros.

 

En sintonía con los tres días de luto decretados por el gobierno español, los organizadores del acto se habían planteado su cancelación pero al final lo han resuelto con un respetuoso minuto de silencio. Posteriormente, se ha leído un manifiesto para resaltar la necesidad de construir un país que garantice unos sistemas educativos y de sanidad pública de calidad, el derecho a la vivienda, a las pensiones públicas y a un trabajo digno, un país que “proteja el territorio y promueva la cultura y donde no tengan cabida las discriminaciones por cuestiones de género, orientación sexual, origen o de cualquier otro tipo”.

 

Esquerres per la Independència denuncia los constantes intentos del Estado de “impedir el conjunto de potencialidades emancipadoras del proceso soberanista y abusar del derecho y las instituciones, forzando los tribunales a resolver problemas que sólo se pueden solucionar a través del diálogo político”.  

 

Frente a la “tozuda negativa de las instituciones españolas, con el apoyo de las oligarquías catalana y española, de adecuar la legalidad a la reivindicación de autodeterminación”, la campaña pretende fortalece un “espacio plural de izquierdas” que construya un país “gobernado por y al servicio de la mayoría y ponga punto y final al régimen sometido a una minoría adinerada y corrupta que sólo procura por sus intereses”.

 

Finalmente, la campaña apela a todos los sectores, organizaciones y personas que quieran sumar, sea en las asociaciones de las que forman parte o a nivel personal. Elvira Duran, de la asociación Socialisme, Catalunya i Llibertat, ha explicado las acciones previstas: la edición de un libro de 17 capítulos titulado “Todo un país por decidir: apuntes para el proceso constituyente de la República catalana independiente”, que se presentará a finales de abril y se financiará vía crowfunding; actos locales para ir sumando partidarios, actos en apoyo de las luchas populares activas en el país (en ámbitos como educación, vivienda, sanidad, ILP, renta garantizada) y un acto central todavía por determinar.  Las reuniones de la coordinadora son abiertas y se realizan cada martes en CCOO. “Nos veremos muchas veces en la calle”, ha apostillado Duran.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*