19 septiembre, 2020

Médicos sin Fronteras constata que en las residencias “se abandonó a la gente mayor con Covid”

La ONG pide medidas urgentes para evitar que el elevado número de muertes entre la gente mayor durante la pandemia se repita
residencias covid
MSF denuncia la “gravísima” falta de protocolos en las residencias.
R@MBLA

“Abandono” de la gente mayor en las residencias y sufrimiento evitable durante la muerte. Así de contundente se ha mostrado este martes la ONG Médicos sin Fronteras en un informe muy duro y crítico sobre la gestión de las residencias durante la pandemia de la Covid-19 y con el título “Poco, tarde y mal. El desamparo inaceptable de la gente mayor durante la covid-19 en España”.

Un déficit estructural de recursos y supervisión sanitaria, sumado a errores del sistema, hizo que muchos usuarios murieran solos; descoordinación entre la administración y las empresas gestoras de residencias; “gravísima” falta de protocolos para cuidados paliativos, o incapacidad para dar una respuesta inmediata orientada a salvar vidas.

Estas son algunas de las conclusiones que ha constatado Médicos sin Fronteras, después de apoyar a medio millar de residencias, unas 200 en Cataluña, durante los momentos más complicados de la crisis sanitaria.

El informe destaca que casi en mitad de los contagiados se los negó la asistencia hospitalaria.

Y es que en los meses más duros de contagios, hasta el 20 de junio, el 69% de las personas muertas por coronavirus en el Estado eran usuarios de residencias de gente mayor. La ONG sostiene que la mortalidad sufrida en estos centros “no tendría que volver a pasar nunca más”.

Según la organización, los centros han evidenciado un déficit estructural de recursos y de supervisión sanitaria, con ningún plan de contingencia, tal como explica la responsable de la respuesta a las residencias de Médicos sin Fronteras, Ximena Di Lollo: “Esta combinación hizo inviable responder a la epidemia. No disponían de recursos sanitarios y asistenciales, cosa que tuvo un impacto directo en la salud de los residentes”

Sin planes de contingencia

La ONG alerta de la necesidad urgente de crear planes de contingencia que aseguren una respuesta inmediata en el control de la infección, para proteger pacientes tan vulnerables ante la Covid-19 como la gente mayor.

Para estos planes se necesitan recursos financieros, humanos y materiales que fortalezcan el sistema de salud, tanto de atención primaria como hospitalaria. “Las personas mayores tienen que estar en el centro de la respuesta de la Covid, incluyendo la asistencia en los centros de atención primaria y las derivaciones hospitalarias”, dice Di Lollo

Durante la intervención de Médicos sin Fronteras en las residencias, constataron que no se priorizaron derivaciones hospitalarias ni los circuitos preferentes, ni otros recursos disponibles, para que las personas enfermas fueran trasladadas a otros centros u hospitales.

A parte, la falta de formación en el uso de los EPI, los equipos de protección para el personal, ha sido uno de los “grandes fallos” de la respuesta, agraviada por el hecho que los equipos no siempre estaban adaptados a las necesidades de las residencias. Además, constatan que llegaron tarde y eran insuficientes.

Cuidados dignos

La posibilidad que hubieran casos asintomáticos y la poca credibilidad de los tests llevó a medidas muy estrictas de aislamiento de los residentes, a veces de forma indiscriminada, aseguran, y a la restricción o denegación de visitas, despedidas o movilidad dentro del centro. Un hecho que ha comportado consecuencias físicas y psicosociales “graves” para unas personas que no tenían ningún tipo de apoyo emocional.

Algunos testigos recogidos constatan este hecho, como el de la directora de una de las residencias:

“Tenía miedo a que Eugenia se la dejara morir y la saqué cada día un rato, y empezó a comer y a sentirse mejor. Cuando vinieron los de la atención primaria me dijeron que era una inconsciente y estaba poniendo en peligro a todo el mundo. Una vez en la habitación, dejó de comer otra vez y murió en el CAP a los pocos días. No digo que no hubiese muerto igualmente, pero tengo claro que no quiso pasar por todo esto”.

Recomendaciones

Entre las propuestas, de cara al futuro más inmediato, la ONG reclama a las autoridades priorizar la derivación hospitalaria de los casos más graves y planes de contingencia concretos para prevenir y fortalecer el sistema sanitario.

Entre las recomendaciones que la ONG manifiesta hay la necesidad de un protocolo de cuidados paliativos para el final de vida y el despido, así como las visitas de familiares, en momentos como estos, con los equipos de protección adecuados.

También, que las residencias tengan un responsable de prevención y control de infecciones, con formación en este ámbito, y que se garanticen equipos de protección adaptados a las necesidades de las residencias.

El informe completo de Médicos sin Fronteras:

AAFF-MSF-Informe-COVID19-Residencias-BAJA

Puede que te hayas perdido

Real Time Web Analytics