Los sindicatos educativos que convocaron la huelga de cinco días en Cataluña en marzo han amenazado con nuevas movilizaciones durante el tercer trimestre, “sin excluir la huelga”. “El tercer trimestre no será tranquilo”, ha afirmado la portavoz de USTEC, Iolanda Segura.

USTEC, CCOO, UGT, CGT, la Intersindical, Profesores de Secundaria y USOC han negado que el Departamento de Educación se haya movido en la negociación, como defiende la consellería, puesto que sostienen que no han aceptado ninguna propuesta que no tuvieran prevista y ninguna para el curso próximo.

Por eso, han vuelto a reclamar una negociación real. Han avanzado que si esto no pasa, las movilizaciones se podrían repetir en el inicio del curso próximo. De momento, sin embargo, no han concretado ningún calendario concreto.

Los sindicatos han celebrado que los cinco días de paro convocados el pasado mes de marzo fueron “una huelga histórica, unas jornadas exitosas más allá de la participación del personal” porque se demostró que los trabajadores están más movilizados que nunca, en palabras de Iolanda Segura, de Ustec-Stes.

Han afirmado que no es cierto que el departamento haya dado respuesta a 10 de las 14 demandas de la parte social en las mediaciones que se hicieron tras los paros: “Ha sido un relato falseado”, según Segura.

Las organizaciones han apuntado que sí hay dos propuestas que se cumplen, pero con matices: la conversión de los tercios de jornada en medias jornadas ya estaba prevista en los presupuestos de 2022; y la reducción de ratios en P3 anunciada “no será real en el 100% de centros”, en palabras de Marga Romartínez, de CC.OO., que también ha pedido que se bajen los alumnos por aula en primero de ESO para que la reducción llegue antes a las etapas postobligatorias (se aplicará curso a curso).

Por lo demás, han criticado las respuestas de la Conselleria a sus demandas: lamentan que la reducción del horario lectivo se aplique en los cursos 2023-2024 y 2024-2025 (ven “irrenunciable que se implemente en septiembre); y que el retorno al carácter lectivo de las dos horas de reducción al personal mayor de 55 años se deje para el 2024-2025 con los criterios de cobertura actuales.

Asimismo, han lamentado que el incremento del personal de atención directa al alumnado ofrecida por la Conselleria incluya la reducción de ratios en P3; y han afeado que esgriman el alto impacto económico que tendría el retorno al reconocimiento del primer estadio laboral de nueve a seis años.

Los sindicatos también piden la retirada de tres normativas: la orden de calendario escolar (sin ofertas al respecto, según ellos); el decreto de plantillas (la Conselleria descarta retirar las entrevistas a candidatos, afirman); y el nuevo currículum (ofrecen un despliegue progresivo, pero los sindicatos critican que se deje en manos de la autonomía de centros).

De forma análoga y sobre la respuesta a la sentencia del 25% de castellano, ven que la instrucción del departamento de elaborar planes lingüísticos de centro con base en los cambios normativos que se aprueben supone “cumplir la sentencia y sacudirse la responsabilidad”, derivándola a la autonomía de centro, según Bernat Pèlach, de Intersindical-CSC.

Además, las organizaciones han criticado que el Govern diga que destinar el 6% del PIB catalán a educación es “voluntad del Parlament”; que no dé respuesta al pacto de estabilización del personal propuesto por la parte social; y que su propuesta de incremento de profesorado en FP sea –textualmente– insuficiente.

Por todo ello, los sindicatos han anunciado que no volverán a sentarse en las mesas sectoriales si la Conselleria “no presenta una propuesta que se pueda negociar punto por punto, con avances”, según Segura.

En concreto, han afeado que el departamento “quiere imponer” el orden del día de las reuniones y raramente acepta incluir puntos sugeridos por los sindicatos, y convocan fecha y hora, incluso cuando la mesa se reúne a petición de la parte social.

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: