La Unión Europea pedirá explicaciones al estado español por la cooperación militar que mantiene con Turquía, la cual podría contradecir la posición común europea y perjudicar los intereses de algunos estados miembros. En respuesta a una pregunta de los eurodiputados independentistas Carles Puigdemont, Clara Ponsatí y Toni Comín, la Comisión Europea remarca que la venta de armas tiene que ir vinculada al hecho que se respeten los derechos humanos y no se perjudique los intereses de defensa y seguridad del resto de estados miembros.

En su pregunta, los eurodiputados catalanes recuerdan la visita a Turquía del presidente español, Pedro Sánchez, en el marco de la cumbre Hispano-Turca, en noviembre del 2021, y los anuncios que se hicieron, como por ejemplo una cooperación militar todavía más estrecha, la construcción de portaaviones para Turquía y la colaboración para un programa de submarinos para la marina turca.

Sobre esto, el ejecutivo europeo reconoce que han expresado su solidaridad con Grecia y Chipre, y que el 14 de diciembre el Consejo Europeo señaló que Turquía tenía que respetar la soberanía de todos los estados miembros y parar las acciones y amenazas que dañaban la relación con los estados vecinos.

Ahora la Comisión Europea pedirá más información al estado español y analizará si puede suponer una amenaza para los estados miembros y puede servir para violar la ley internacional, como ya hizo Tayyip Erdogan el año pasado cuando accedió y exploró zonas marítimas exclusivas de Grecia y Turquía.

El control de la exportación y el tráfico de armas por parte de los estados miembros de la UE está sujeto a la política común de seguridad y defensa, la actuación planificada en el seno del Consejo Europeo, y la Unión Europea recuerda que las obligaciones derivadas de estos instrumentos son jurídicamente vinculantes para los estados miembros.

Redacción en | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: