La pobreza severa aumenta en Cataluña un 1,5% en un año y ya afecta a medio millón de personas

Autor: R@mbla

La situación de pobreza severa aumentó del 5% en 2017 al 6,5% en 2018 y ya afecta a medio millón de personas, así lo ha denunciado la comisión promotora de la ILP Renta Garantizada de Ciudadanía a través de su portavoz, Diosdado Toledano, quien mantiene que este incremento, entre otros factores, se debe a que la Generalitat está incumpliendo la Ley de la Renta Garantizada de Ciudadanía (RGC).

Diosdado Toledano, portavoz de la comision promotora ILP-RGC.

Por este motivo, el miércoles, 25 de septiembre, a las 18h la plataforma ILP-RGC protestará ante el Parlament de Catalunya -donde se estará celebrando una sesión plenaria- por el incumplimiento de la Ley de RGC “ante las denegaciones injustificadas por la administración del Gobierno de la Generalitat, de la gran mayoría de solicitudes de este derecho”.

Entre los motivos de la convocatoria destacan “la mala gestión en la implementación de dicha ley por los responsables del Gobierno de la Generalitat, que ha permitido que los datos de la pobreza, especialmente de la pobreza severa se hayan disparado en Catalunya, al aumentar ésta del 5% en 2017 al 6,5% en 2018”. Así, según la ILP-RGC, “la aplicación correcta de la Ley de RGC hubiera supuesto la práctica desaparición de la pobreza severa en Cataluña”.

Además, la plataforma también quiere que “se aplique la RGC a todas las personas con contrato de tiempo parcial cuyos ingresos sean inferiores al umbral de la RGC, tal como establece la ley RGC, y para actualizar el IRSC congelado desde 2010 y aumentar la cuantía de la prestación de la RGC, tal como establece la ley RGC”.

La concentración también quiere servir para “denunciar el brutal incremento de la pobreza severa o privación material severa en Cataluña, que ha pasado del 5% de la población en 2017 (380.000 personas) al 6,5% en 2018 (494.000 personas), lo cual demuestra que el gobierno de la Generalitat no está aplicando correctamente la Ley de RGC”.

Diosdado Toledano, portavoz de la comisión promotora de la ILP-RGC, lamentó el pasado 19 de septiembre en el Parlament, las dificultades en la aplicación de esta ley “que tenía que ser universal”. “La situación es muy grave; la pobreza severa ha aumentado en más de un punto y medio en un año: toda esta gente tendría que poder estar cobrando la prestación; por eso este es el dato más claro que indica que la ley se está incumpliendo”, añadió Toledano, quien aseguró que “más que restrictiva”, la interpretación que está haciendo la Generalitat de la aplicación de la RGC, es “poco transparente” y “está en el umbral de la prevaricación”.

Según la Generalitat hay más de 122.000 beneficiarios de la RGC. No obstante, 47.478 son por prestaciones complementarias con una aportación media inferior a 200 euros. Según la ILP-RGC, la Generalitat deniega ocho de cada diez solicitudes de personas que quieren acogerse a la RGC.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.