La Autoridad Portuaria de Gibraltar ha confirmado la existencia de una fuga importante de fueloil pesado en el buque granelero “OS35”, varado en la costa al este de Gibraltar y que el pasado lunes sufrió una colisión con otro buque. Según ha dado a conocer el Gobierno gibraltareño en una nota, una cantidad de dicho vertido ha escapado por el perímetro de la primera barrera de contención.

El equipo de rescate a bordo ha identificado la fuente de esta fuga en dos respiraderos de los tanques de combustible del buque. Todos los respiraderos habían sido sellados previamente, pero el cierre de dos de ellos se aflojó en el desmoronamiento del depósito. Los buzos desplegados en la zona han podido restablecer los sellos, por lo que la Autoridad Portuaria gibraltareña está “en proceso de detener” la liberación de líquido de los respiraderos.

El buque OS35 (TV) tiene en sus bodegas 183 toneladas de fueloil pesado, 250 toneladas de diésel y 27 toneladas de aceite lubricante. La fuga tiene lugar en la grúa de la proa del buque, la única de las cuatro grúas a bordo de la embarcación afectada por la entrada de agua hasta el momento.

Desde Ecologistas en Acción recalcan que no quieren que se anteponga la economía a la seguridad y el medio ambiente. El grupo medioambientalista denuncia que “estos hechos se repiten continuamente debido al colapso del puerto de Gibraltar y las aguas que utiliza al este y en la Bahía de Algeciras”. La organización ha recordado en un comunicado el naufragio del carguero Fedra, que vertió toda la carga de fuel pesado por el Estrecho de Gibraltar y la Bahía de Algeciras.

La sección andaluza Verdemar–Ecologistas en Acción exige a Gibraltar “descongestionar la zona de buques peligrosos junto a la Zona de Interés Comunitario del Estrecho Oriental y la bahía de Algeciras”. Además, la organización denuncia una descoordinación del Sistema Nacional de Respuesta integrado en el Plan Nacional de Salvamento.

Un detenido

La Policía Real de Gibraltar ha detenido a una persona en relación con el “grave accidente” que tuvo lugar este lunes con la colisión entre dos buques en el territorio. El Gobierno gibraltareño ha indicado en un breve comunicado que hay una persona detenida, aunque no aclara si se trata del capitán del OS35. En la tarde de ayer jueves se empezó también la extracción de combustible, una operación que se espera que dure unas 50 horas.

El ministro principal gibraltareño, Fabian Picardo, ha manifestado que el capitán desatendió las instrucciones de la Autoridad Portuaria gibraltareña justo antes del incidente, y hasta ese momento no había sido detenida ninguna persona por ello. Picardo también ha explicado que el capitán, junto al resto de la tripulación, fue evacuado este miércoles del buque granelero y permanecía en el Peñón.

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: