Jordi Pujol, expresidente de la Generalitat, ha sido ingresado este lunes en el Hospital de Sant Pau de Barcelona y se encuentra en estado grave tras sufrir un ictus.

Pujol ha ingresado en un primer momento en el Hospital de Barcelona y después lo han derivado al Hospital de Sant Pau, donde ha sido operado y su estado es bastante delicado. En un comunicado, el hospital ha confirmado que Pujol ingresó en el centro la tarde del lunes “por una alteración del lenguaje debida a un ictus”.

“En estos momentos se le está practicando un tratamiento endovascular para eliminar la obstrucción arterial”, ha informado el centro hospitalario en su comunicado de este lunes por la noche.

Pujol permanecerá ingresado en la Unidad de Ictus del Hospital de Sant Pau una vez finalizado el procedimiento para valorar su evolución, sobre la que el hospital seguirá informando este martes.

La última aparición pública de Pujol, que tiene 92 años, fue el pasado jueves en la presentación de un documental sobre el expresidente de la Generalitat Josep Tarradellas y el sábado dio una entrevista en Catalunya Ràdio.

Así, el expresidente se mostró preocupado por el legado de su familia donde aseguró que había hecho las “cosas bien” pero que otras no le dejan “satisfecho”.

Desde 2014 Pujol se encuentra retirado de la vida política tras afirmar que había ocultado parte de su herencia durante 34 años en Andorra. La justicia aún investiga este caso donde, además, sus hijos han estado envueltos en la trama de corrupción.

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: