Los Mossos d’Esquadra han desalojado este martes en el barrio del Poble-sec de Barcelona un narcolocal de un bloque propiedad del Ayuntamiento. Cumpliendo una orden del Juzgado de Primera Instancia número 46 de Barcelona, la policía ha acompañado a la comitiva judicial y ha desmantelado el local, situado en el número 61 de la calle Elkano.

Según ha indicado una fuente de los Mossos, el local era frecuentado por personas que supuestamente consumían sustancias estupefacientes. En el interior, se encontraban siete hombres y una mujer, que acumulan un total de 107 antecedentes, según los Mossos.

La intervención policial llega dos semanas después del operativo contra otros dos narcolocales del Poble-sec, en las calles de Piquer y de Blesa. Según la policía, algunas de las personas desalojadas a finales de diciembre de los narcolocales de las calles de Piquer y de Blesa, donde habían causado «conflictividad», se habían instalado ahora en el local de la calle Elkano. Durante el operativo de este martes, los agentes han localizado objetos necesarios para el consumo de droga y sustancias estupefacientes.

El regidor del distrito de Sants-Montjuïc, Marc Serra, ha indicado en diversos tuits que el narcolocal desmantelado está en un bloque comprado por el Ayuntamiento de Barcelona en 2018 «para parar una operación especulativa». «Con el desalojo de este martes, podremos reformarlo y ponerlo a disposición también de las entidades del barrio», ha informado Serra, que ha agradecido la colaboración del vecindario, «especialmente el más afectado por las molestias».

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: