27 febrero, 2021

¿Cómo saber elegir un buen jamón serrano?

Jamón serrano

Se trata de uno de los manjares más preciados de la gastronomía española, con un sabor y aroma únicos, el jamón serrano se ha convertido en el producto estrella en cualquier mesa que se precie.

Como bien es sabido, la gastronomía española es bastante rica, debido a que cuenta con muchos productos de calidad, que se utilizan de manera cuidada para elaborar platos realmente exquisitos. No obstante, hay productos que son una auténtica delicia para el paladar por sí solos, en este sentido, hay que destacar, sin dudarlo, al jamón serrano.

Desde hace tiempo, se ha convertido en un alimento de lujo, debido a que tiene un sabor único que lo hace inigualable. Asimismo, su aroma gusta a cualquiera, con el añadido de que es el complemento ideal para cualquier comida. 

Lo cierto es que, en la actualidad, hay muchos tipos de jamones que se pueden encontrar en el mercado, sin embargo, los que son serranos son los de mayor calidad. Precisamente por esta gran variedad, muchas personas se preguntan, a la hora de adquirir una pieza, cómo elegir un buen jamón serrano para disfrutar al máximo. Aunque los expertos tienen claro cómo hacerlo, para aquellos que no lo son tanto, a continuación, se detallan algunos aspectos clave que sirven para reconocer un jamón serrano, de manera inmediata.

Etiqueta

Una de las primeras cosas que hay que tener en cuenta a la hora de reconocer los Jamones Serranos es su etiqueta. Se trata de la carta de presentación de la pieza, en la que se tiene que ver claramente que es totalmente serrano. En este sentido, la etiqueta debe recoger datos relevantes al respecto, tales como los meses de curación que ha tenido el jamón. En este caso, para garantizar que es serrano, la duración mínima de curación debe ser de 7 meses.

Además de ello, si se coge la pieza, en su parte posterior, generalmente, suele tener un sello impreso o bien a fuego, o a tinta. Es aquí donde se indica el año y la semana concreta en el que el jamón inició este proceso. De esta forma, se puede calcular cuánto ha sido el tiempo de maduración del mismo.

Pieza

Con respecto a la pieza concreta, hay muchos aspectos que dan pistas sobre si el jamón es verdaderamente serrano. Para reconocerlo rápidamente, lo mejor es dividir la pieza por partes:

Codillo

También conocida como la zona de la pata, es un área que debe contar con bastante grasa y verse el músculo bien relleno. Además, la zona debe presentar una forma redondeada sin que haya hendiduras o surcos. Por otro lado, es importante ver que no hay grietas.

Cara muscular

En este caso hay que hacer referencia a la textura. Aquí hay que tener muy en cuenta que la pieza debe presentar homogeneidad en el color y superficie, para así garantizar que no se ha resecado más de la cuenta.

Grasa

Un elemento esencial para dar más sabor a la pieza, debe estar en abundancia en la pata. Para reconocerla a simple vista, la grasa debe cubrir gran parte de la zona lateral del jamón, continuando así hasta la punta de la pieza. Lo ideal es que tenga, como mínimo, un centímetro y medio de grasa. Por su parte, el color de la grasa también es un detalle a tener en cuenta, puesto que debe presentar un tono blanco amarillento, que indica que la carne no está oxidada.

Otros detalles sobre el jamón serrano

Un buen jamón serrano debe proceder de cuatro razas de cerdo, que son Duroc, Pietrain, Landrace o Large White. Se trata de cerdos de los que sacan suculentas piezas, puesto que son alimentados con piensos específicos y, además, criados en las dehesas naturales más importantes. 

Dependiendo del tiempo de maduración que tengan, se pueden etiquetar en varias categorías, como es el caso de los jamones serranos de Bodega, de Reserva o de Gran Reserva.

Finalmente, una vez que se elige la pieza más adecuada, el jamón se debe conservar a una buena temperatura, siendo la ideal entre 20 y 25 grados, con el objetivo de que, en el momento que se consuma, tenga el sabor y aroma perfectos. Además, se recomienda que, para comerlo, se corte en finas lonchas para mayor comodidad y degustación.

Real Time Web Analytics