16 mayo, 2021

Celebrar tres plenos en el auditorio del Parlament ha costado 152.000 euros

La celebración del pleno de constitución de la XIII legislatura del Parlamento de Cataluña y de las dos sesiones de investidura fracasadas de Pere Aragonès en el auditorio de la cámara catalana, y no en el hemiciclo, para respetar las medidas de distanciamiento social, costaron 152.000 euros, según la SER Cataluña.

El Parlamento catalán no volverá a celebrar allí sus plenos y reanudará la actividad en el hemiciclo, añade la misma información, después de que el Procicat haya autorizado que asistan en el espacio habitual todos los diputados. Fuentes de la presidencia de la cámara citadas por la emisora consideran inasumible el gasto, que ha motivado una ampliación del presupuesto de la institución, y querían ahorrárselo sí o sí.

Entre los gastos para la celebración de los tres plenos en el auditorio del Parlamento de Cataluña, detallados por la SER, está el alquiler de cámaras, un nuevo sistema de iluminación y un equipo de realización para la retransmisión por 49.500 euros, así como la instalación de una tarima para colocar a los miembros de la Mesa, por 18.000 euros.

Los dos intentos fallidos de investir a Aragonès sumaron un gasto de 84.700 euros, ya que no sólo se tuvieron que repetir las condiciones del escenario del pleno de constitución de la nueva legislatura, sino que el alquiler del material se encareció porque entre la primera sesión y la segunda pasó un fin de semana.