29 noviembre, 2021

CaixaBank pacta el mayor ERE de la historia de banca española: 6.452 salidas

Torre CaixaBank, en la Avenida Diagonal de Barcelona. (Jordi Ferrer / cc)

La dirección y los sindicatos de CaixaBank han llegado este jueves a un acuerdo sobre el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) derivado de la fusión con Bankia, que será el mayor de la historia de la banca española: se saldará con 6.452 salidas voluntarias de empleados en España.

Se han reducido así en 1.839 las bajas previstas inicialmente, al tiempo que se ha acordado evitar despidos forzosos y se contemplan prejubilaciones a partir de los 52 años.

El acuerdo ha sido posible tras un maratón negociador que arrancó el martes, el último día del período de consultas del ERE, si bien los contactos entre ambas partes comenzaron a mediados de abril con la presentación de un ERE que afectaba inicialmente a 8.291 personas

Finalmente las extinciones de contratos se han rebajado a un total de 6.452, aunque el pacto contempla también 570 recolocaciones directas en empresas del grupo y 138 vacantes en filiales que se ofrecerán a toda la plantilla.

Fuentes sindicales han asegurado a Efe que el ERE evita despidos forzosos y apuesta por la voluntariedad, y han añadido que tampoco contempla cláusula de cierre, es decir, que la empresa no podrá forzar ese número total de salidas de la entidad si no hay voluntarios suficientes.

El acuerdo solo se ha cerrado tras desbloquearse los dos últimos escollos: la movilidad geográfica de los trabajadores, que quedará limitada por motivos organizativos a 40 kilómetros, aunque el banco ofrecerá compensaciones económicas a los afectados; y las aportaciones a los planes de pensiones de los empleados de CaixaBank, que crecerán un 2 %.

Pese a la voluntariedad, el acuerdo contempla cupos máximos de salidas por territorios y por franjas de edad. Es decir, que se limitan las salidas de 52 y 53 años a un máximo de 750 empleados, y a 1.750 las de trabajadores de 54 y 55 años.

Madrid es la comunidad autónoma con más empleados afectados por este ERE, pues CaixaBank ha identificado un excedente de personal de al menos 1.286 trabajadores en la capital de España.

Según el cuadro de desglose territorial, del total de 6.452 empleados afectados por el ERE 862 corresponderían a servicios centrales; 5.419 a la red de oficinas, direcciones territoriales y servicios centrales distribuidos; y 171 a otros conceptos.

De entre los 5.419 trabajadores del segundo grupo, CaixaBank ha detectado un excedente de personal de al menos 1.286 empleados en Madrid; de 911 en Andalucía; de 793 en la Comunidad Valenciana; y de 608 en Cataluña.

El responsable financiero de UGT a nivel estatal, Victoriano Miravete, ha señalado en declaraciones a EFE como el punto clave del acuerdo la voluntariedad de las salidas, una reivindicación de todos los sindicatos desde que CaixaBank presentó sus planes de ajuste de plantilla el pasado mes de abril.

Por su parte, la responsable de organización y medios de CCOO en CaixaBank, Ruth Bolaños, ha coincidido también en valorar que se aplicará un ERE «sin despidos forzosos, con voluntariedad y mejoras en las condiciones laborales».

El acuerdo laboral divide a la plantilla en cuatro colectivos: personal de 63 o más años; trabajadores de entre 54 y 63 años (el llamado grupo A), empleados de 52 y 53 años (grupo B) y otros trabajadores de menor edad (grupo C).

El personal de 63 o más años -un colectivo realmente reducido, porque ha ido saliendo de la entidad en anteriores ERE pactados con los sindicatos- percibirá la indemnización mínima legal: 20 días por año trabajado con un tope de 12 mensualidades.

Los trabajadores de entre 54 y 63 años con una antigüedad de al menos 6 años percibirán una indemnización equivalente al 57 % de su salario fijo hasta los 63 años, así como el pago del convenio especial con la Seguridad Social hasta esa edad y una prima de adhesión al ERE que oscila entre los 18.000 y los 28.000 euros brutos, según su antigüedad.

En cuanto a los empleados de 52 y 53 años con seis años de antigüedad que decidan acogerse al ERE, cobrarán un 57 % de su salario fijo multiplicado por 7 anualidades, fraccionado todo ello en mensualidades hasta los 63 años, así como el correspondiente pago del convenio de la Seguridad Social hasta los 63 años y una prima única de 38.000 euros.

El pacto sobre el ERE resuelve uno de los principales obstáculos tras la fusión con Bankia, el laboral, y allana al mismo tiempo el recorte de oficinas, puesto que se eliminarán más de 1.500 en toda España.

Fuentes sindicales han asegurado a Efe que el recorte de personal arrancará en principio en noviembre en los servicios centrales y a continuación en la red de oficinas, un proceso que los sindicatos creen que se alargará también a 2022.

En la segunda parte de 2021 el banco surgido de la fusión entre CaixaBank y Bankia deberá culminar otro gran reto, la integración tecnológica.

Acerca del autor

Este artículo ha sido redactado y/o verificado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Puede que te hayas perdido

4 minutos de lectura
2 minutos de lectura