La actriz cubano-española Ana de Armas, ha logrado este martes su primera nominación al Oscar por su papel de Marilyn Monroe en Blonde, dirigida por Andrew Dominik.

Una interpretación -o sobreactuación, según algunos- por la que ya estuvo nominada a los Globos de Oro y también es finalista a los Bafta de este año, que se entregarán el próximo 19 de febrero, y a los premios del Sindicato de Actores de Hollywood, que se fallarán el 27 de febrero.

La actriz se enfrentará a Cate Blanchett (Tár), que es la gran favorita, y a Michelle Yeoh (Todo a la vez en todas partes), Andrea Riseborough (To Leslie) y  Michelle Williams (Los Fabelman)

Ana de Armas ya estuvo nominada al Globo de Oro a mejor actriz de comedia o musical en 2020 por su papel en la primera entrega de Puñales por la espalda, pero no logró llegar al quinteto final de los Oscar.

Blonde es una película que cursó controversia desde mucho antes de su estreno, ha sido vilipendiada por la mayoría de la crítica y ninguneada por el público.

La prueba es que pocas horas antes del anuncio de las nominaciones a los Oscar, los premios Razzie (que distinguen a lo peor de Hollywood de cada año), habían nominado a Blonde en ocho candidaturas, peor película, peor director, peor remake o secuela, peor guion, peor pareja interpretativa y, por duplicado, peor actor de reparto (para Xavier Samuel y Evan Williams).

Redacción en Revista Rambla | Web | Otros artículos del autor

Este artículo ha sido redactado y/o validado por el equipo de redacción de Revista Rambla.

Comparte: